Embarazadas

Nueve meses de embarazo provocan varias transformaciones en el cuerpo: cambio de centro de gravedad, aumento de peso en articulaciones, ligamentos laxos, pelvis desalineada, aumento de la curva lumbar, dolor de espalda, de lumbares, ciática, cambios hormonales, digestivos, o emocionales…

Sea cual sea la causa, el resultado es un sistema nervioso alterado con interferencias en la transmisión de impulsos nerviosos que pueden afectar negativamente tanto a la madre como al bebé.

LA QUIROPRÁCTICA normaliza naturalmente el funcionamiento del sistema nervioso mejorando la salud en general.

Confíe en nuestros cuidados quiroprácticos y viva plenamente su embarazo.

LA QUIROPRÁCTICA DURANTE LOS 4 CICLOS DEL EMBARAZO

Preconcepción:

La quiropráctica estimula el funcionamiento del útero preparando el cuerpo para que este fuerte y equilibrado. Muchas parejas que creían ser estériles han conseguido restaurar el suministro del sistema nervioso a los órganos reproductores.

Embarazo sano, bebé sano:

Los ajustes quiroprácticos ayudan a mantener el EQUILIBRIO, la ALINEACIÓN y la FLEXIBILIDAD de la columna y la pelvis de la madre para vivir plenamente su embarazo. Alivia los frecuentes dolores de espalda, lumbares, ciática y articulaciones sin medicamentos. Los bebes sienten lo que siente su madre. Si la madre está sana y relajada, el bebé estará cómodo durante su crecimiento y adoptará la mejor postura para el nacimiento.

Parto más fácil:

Ayudamos a su proceso NATURAL para que nuestras pacientes disfruten de un parto más FACIL, más CORTO y más SEGURO. Esto no sólo acorta el sufrimiento de la madre sino también del bebé.

¿Y SI MI BEBÉ VIENE DE NALGAS?

En nuestro centro utilizamos la técnica  Webster. Es un ajuste quiropráctico específico e indoloro con el objetivo de permitir que un bebe de nalgas o atravesado gire naturalmente, evitando una cesárea.

Al corregir las subluxaciones sacras se equilibran los músculos y ligamentos de la pelvis de la madre, se evita el "encierro" permitiendo al bebé colocarse en la mejor posición para el parto.

Tiene muy buenos resultados incluso cuando queda poco tiempo antes de dar a luz.

  • El Journal of Manipulative and PhysiologicalTherapeutics informó en Julio 2002 que “el 82% de los bebés giran correctamente cuando los quiroprácticos utilizan la técnica Webster”.

Postparto, madre y bebe en forma:

La quiropráctica ayuda a la madre en su RECUPERACIÓN.

Tu bebe debería recibir un examen lo antes posible, la técnica utilizada es específica a los recién nacidos, muy EFECTIVA y CÓMODA. Cualquier parto incluso el más banal en apariencia implica riesgos de trauma (especialmente cráneo y zona cervical).